VISOR CHINA

Al acecho del dragón


Premio de la Academia 2019


Lo último


 

FIGURA Y FONDO DEL CÓDIGO CIVIL CHINO

 



China sorprende con la aprobación simultánea del primer Código Civil del país y la Ley de Seguridad Nacional de Hong Kong, por la cual Beijing intenta frenar la relativa independencia de la que gozó la región desde 1997.

 

 


Por Emilio Spósito Contreras / 01-06-2020

Jianzhi (decoupage) de Xiping, 14 de diciembre de 2017.

La adopción de un Código Civil se considera un avance consciente y voluntario en el reconocimiento de los derechos individuales y de las familias; de la limitación de la arbitrariedad del Estado; así como del fortalecimiento del proceso judicial como mecanismo de solución de controversias y, por tanto, de garantía de la paz social y del desarrollo. En otras palabras, el triunfo de los derechos humanos, el imperio de la ley y el Estado de Derecho.

Más de dos siglos después del paradigmático Código Civil francés de Napoleón Bonaparte (1769-1821), el 28 de mayo de 2020, durante la tercera sesión de la XIII Asamblea Popular Nacional, máximo órgano legislativo de la República Popular China, se aprobó el primer Código Civil de ese país. Previamente, en 2017, se habían adoptado unas Disposiciones Generales del Código Civil.

Dado el significado de la codificación para Occidente, en general existen grandes expectativas sobre sus efectos en el gigante asiático. En este sentido, los principales voceros del gobierno chino, directa e indirectamente, se han preocupado por aclarar al mundo el alcance del referido Código Civil.

Al respecto, el propio presidente Xi Jinping (1953) fue enfático en señalar que el nuevo instrumento normativo busca la protección de los derechos del pueblo, hacer avanzar la gobernabilidad del país y el imperio de la ley socialista. No obstante, también subrayó que con el Código se busca la protección de los derechos de propiedad, los derechos de personalidad, los derechos de propiedad intelectual y la protección ecológica y ambiental.

De ello tendría que deducirse una reafirmación del modelo dual chino, en el cual por una parte se privilegia lo colectivo y el Estado, encarnados en el Partido Comunista Chino, y por la otra se promueve lo económico, aunque siempre bajo límites, como es el caso del ambientalismo.

Pero quizás, más importante que lo que se dice, es lo que se hace: En la misma sesión de la XIII Asamblea Popular Nacional de China se aprobó la “Decisión sobre el Establecimiento y la Mejora del Sistema Legal y los Mecanismos de Aplicación para la Región Administrativa Especial de Hong Kong (RAEHK) con el fin de Salvaguardar la Seguridad Nacional”, por la cual Beijing intenta frenar la relativa independencia de la que gozó Hong Kong desde que les fuera transferida por los británicos en 1997 y ahogar las protestas de los hongkoneses.

La referida Ley de Seguridad Nacional de Hong Kong, supone una reformulación del principio un país dos sistemas: comunismo y capitalismo, propuesta por Deng Xiaoping (1904-1997) en 1984 para las negociaciones con el Reino Unido de tiempos de Margaret Thatcher (1925-2013), sirvió de modelo para el caso de Macao y constituyó una opción atractiva para resolver la reincorporación de la China nacionalista.

Ahora, más que comunismo y capitalismo, pareciera proponerse comunismo y algunos elementos capitalistas que garanticen el crecimiento económico. Los chinos están convencidos de que puede generarse riqueza sin liberalismo o, más bien, bajo un gobierno autoritario. La historia demuestra que es posible, lo curioso, es que en tales casos difícilmente podrían sostenerse los ideales que inspiraron el surgimiento de la República Popular China en 1949.

En la ideología comunista el derecho es un instrumento del poder, por lo que no deberíamos hacernos grandes ilusiones sobre el gesto de la aprobación de un Código Civil chino. Con el tiempo se sabrá la relevancia del hecho, aunque si se ejecutan sus normas, podremos hablar de ciudadanos chinos, y si no, la ineficacia de las leyes, lejos de desprestigiar el derecho, socavaran la credibilidad de los gobiernos que deberían servirle.

 


 

Destacados


VITRINA EN CHINA: LAS GRANDES MARCAS DE MODA COMPITEN POR EL GIGANTE ASIÁTICO

Por Natalia Boza Scotto

 

Las decisiones estratégicas referidas a la mezcla de mercadeo de cinco grandes marcas europeas muestran que, entre la estandarización y la adaptación, el buen manejo intercultural es decisivo para el éxito del negocio en el comercio internacional.

 

 

PREMIO PARA PROFESIONALES DR. GUSTAVO PLANCHART MANRIQUE (2018-2019)


La Academia de Ciencias Políticas y Sociales de Venezuela otorgó el Premio para Profesionales Dr. Gustavo Planchart Manrique (2018-2019) a Natalia Boza Scotto y Emilio Spósito Contreras, por la investigación "La derrota china en el BID: Impacto de la crisis venezolana en el marco de la banca multilateral de desarrollo" (180 pp).

 


EL FINANCIAMIENTO CHINO A CAMBIO DE PETRÓLEO: IMPLICACIONES JURÍDICAS PARA VENEZUELA

Por Natalia Boza Scotto

Una novedad del financiamiento otorgado por China a América Latina en el siglo XXI, es la combinación del préstamo y la compraventa. En el caso de Venezuela, especialmente notorio por la cuantía de los préstamos, se acordó el pago mediante el suministro petrolero. Sobre la base de tratados bilaterales suscritos entre Venezuela y China, se analizan distintos aspectos de la contratación internacional, desde una perspectiva jurídica.

 

LA PERSONA NATURAL Y LA LIBERTAD EN LAS DISPOSICIONES GENERALES DEL CÓDIGO CIVIL DE CHINA

Por Emilio Spósito Contreras

En 2017 entraron en vigencia las “Disposiciones Generales del Código Civil” chino, la noticia jurídica más importante de los últimos tiempos. Primero, porque China ha fijado el sistema jurídico romanista como marco de su Derecho; y, segundo, porque una vez que se adquiere conciencia de los “derechos civiles” y de la libertad –tal como los entendemos en Occidente–, es muy difícil privarse nuevamente de ellos.

 

EL RENMINBI, MÁS ALLÁ DE LAS FRONTERAS DE CHINA

Por Natalia Boza Scotto

La preponderancia de China en el escenario global impacta el poder de su moneda. Aunque el renminbi carece de libre convertibilidad, ya forma parte del “derecho especial de giro” del Fondo Monetario Internacional. En América Latina, China posicionó su moneda al conceder un préstamo en yuanes a Venezuela (2010), al punto que, desde finales de 2014, el renminbi podría formar parte de las reservas internacionales de ésta.

 



MENCIÓN DE HONOR DEL PREMIO PARA PROFESIONALES DR. ÁNGEL FRANCISCO BRICE (2017-2018)


La Academia de Ciencias Políticas y Sociales de Venezuela otorgó Mención de Honor del Premio para Profesionales Dr. Ángel Francisco Brice (2017-2018) a Natalia Boza Scotto y Emilio Spósito Contreras, por la investigación "La República Popular China y sus relaciones con Venezuela" (177 pp.).